Conferencia de prensa de «Tu Casa o la Mía»

Dirigida, escrita y producida por Aline Brosh McKenna, el viernes pasado se estrenó la película «Tu Casa o la Mía» («Your Place or Mine») en Netflix. Protagonizada por Reese Witherspoon y Ashton Kutcher, la misma se centra en Debbie y Peter, dos mejores amigos de hace 20 años que intercambian su casa para ayudar al otro a desarrollarse en su vida laboral/personal. Sin embargo, al cambiar sus zapatos empezarán a descubrir distintos secretos y sentimientos.

Cinéfilo Serial estuvo presente en la conferencia de prensa de «Tu Casa o la Mía», a través de zoom, junto a la directora, los protagonistas, y el resto del elenco conformado por Wesley Kimmel, quien interpreta al hijo de Debbie, Zöe Chao, que hace de una ex de Peter, y Jesse Williams, un nuevo interés amoroso de Debbie.

Brosh McKenna comenzó hablando sobre su debut en la dirección y por qué eligió esta historia para hacerlo: «Estaba muy comprometida con la historia. Está basada en una experiencia personal y quería hacer una comedia romántica para las personas que habían atravesado algunas cosas en sus vidas y acumulado cierta experiencia de vida. Fue una idea que tuve por mucho tiempo y, cuando finalmente llegó a buen término, se sintió bastante personal».

Por su parte, Ashton Kutcher habló sobre su personaje Peter. «Ya había interpretado a adultos previamente. Creo que es algo interesante. Tiene la misma edad que yo. El estilo y la esencia del personaje estaba yuxtapuesto con el mundo de Debbie. Así que fue divertido interpretarlo, porque estaba esta persona que era muy meticulosa y necesitaba que todo esté en su lugar».

«Y otra cosa genial es que no soy un gran lector de ficción. No leo mucha ficción. Pero este personaje es un novelista, así que Aline me mandó como 10 libros antes de empezar a filmar y me dijo que tenía que leerlos todos. Cada libro tenía comentarios de lo que Peter iba a sacar de ese libro específicamente. Realmente me enamoré de la ficción nuevamente con esta experiencia», agregó el actor. Sin embargo, la directora acotó que no esperaba que leyera todos los libros, pero que lo hizo igual.

A Reese también le llegaron varios libros para leer, para ser exactos 25. «Y no leí ninguno de ellos. La llamé a Aline y le dije ‘tengo tres hijos, dirijo una compañía y tengo otro trabajo full-time. No voy a leer ninguno de estos libros’, pero quedaron muy bien en el set».

Por su parte, Jesse Williams, quien hace de un editor literario, en su vida real también fue profesor de inglés. Así que le preguntaron si era un ávido lector. «Sí. Antes era un lector de ficción hasta que me convertí. Dejé de leer ficción y empecé a obsesionarme con la no ficción desde hace 10, 15 años. Así que recientemente regresé un poco a eso. Como doy clases, amo los libros».

En este sentido, la directora aclaró también que junto a Jesse trabajaron en una lista de libros para la oficina de su personaje con obras que al mismo actor le gustaban. «Así que hicimos que se sienta lo suficientemente auténtico».

Por otro lado, les consultaron a los actores por la química que construyeron debido a que inusualmente sus personajes casi no comparten escenas. Solamente los vemos realizando videollamadas o a partir de pantalla partida pero no están en el mismo lugar. «Lo decidimos probablemente un mes antes de empezar a filmar. Me agarró como un pequeño ataque de pánico porque no nos conocíamos», dijo Reese, algo con lo que Ashton también coincidió. «Se suponía que éramos mejores amigos desde hace 20 años y no lo conocía. Así que nos empezamos a mandar videos todos los días. Realmente fue divertido. Además en los videos se metían nuestros hijos y nuestros perros», agregó Witherspoon.

«Todos los días nos mandábamos videos de cómo iba nuestro día, qué nos estaba pasando, de qué teníamos miedo», continuó Kutcher. «Así que cuando tuvimos que empezar a filmar estábamos acostumbrados a comunicarnos de esa manera. Y se sentía realmente natural comunicarnos así».

A Zoë Chao también le preguntaron sobre la construcción de su personaje. «Me enamoré de Minka ni bien leí el guion. Aline hizo un personaje sorprendente, querible y extraño. Y después Sophie De Rakoff trajo toda esa ropa maravillosa y el personaje estaba ahí. Me encanta Minka, hay una mística muy calculada sobre ella. No es una persona siniestra, sino que es muy positiva».

Por su parte, Wesley también habló sobre su papel y lo mucho que se parecía a él en su vida privada. «Todo era parte del guion. Empecé a jugar al hockey cuando era chico y aprendí a patinar con patines de hockey. Nunca llegué a jugar ningún partido, como tampoco lo hizo mi personaje Jack en la película. Pero siempre patiné en el verano. Tomé algunas clases pero no era algo muy nuevo para mí».

«Era literalmente yo. Teníamos exactamente las mismas cualidades, los mismos problemas y las mismas alergias. Era fácil ser natural en la audición. Fue muy loco», concluyó.

 

Samantha Schuster

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *