Crítica de “Un don excepcional” de Marc Webb (2017)

Marc Webb es un realizador que se destacó en sus comienzos dentro del ámbito musical, habiendo dirigido videoclips de reconocidas bandas como “Green Day”, “Evanescence” o “No Doubt”. Pero en 2009 debutó cinematográficamente con la comedia romántica “500 días con ella” y siguió por este camino al dirigir el primer reboot de “Spiderman”.

En esta oportunidad, y luego de haberse concentrado más en el ambiente televisivo con series como “Limitless” o “Crazy ExGilfriend”, Marc Webb vuelve al ruedo con “Un don excepcional”, película que cuenta la historia de Mary, una niña superdotada que se encuentra a cargo de su tío luego de la muerte de su madre.

Tanto la historia del niño prodigio como la de aquel que queda a cargo de un familiar debido al fallecimiento de la madre son argumentos algo tratados en el mercado hollywoodense. Sin embargo, “Un don excepcional” le da un enfoque distinto en cuanto a la composición de la pequeña protagonista. No nos encontramos frente a un ser con problemas de sociabilización a pesar de sus capacidades, sino que uno de los argumentos que plantea el film es que justamente la niña tenga una infancia normal. Obviamente que también estará la contraparte que querrá explotar sus habilidades, pero el personaje es mostrado con total naturalidad más allá de su don con los números.

En gran parte esto tiene que ver también con la frescura con la que Mckenna Grace interpreta a Mary. Es una actriz muy carismática, compradora, y que realiza el papel con total naturalidad. Sobresale dentro de un elenco plagado de actores de renombre, como Chris Evans, a quien podemos ver en un rol distinto al que nos tiene acostumbrados (uno más adulto y con responsabilidades importantes, dejando de lado los superhéroes y las comedias románticas), y Octavia Spencer, gran conocedora del género dramático.

Se nota que Webb proviene del videoclip, ya que el film tiene un ritmo muy ágil y dinámico. Si bien estamos frente a un drama que logra conmover (algunas escenas buscan simplemente este objetivo), en ningún momento se vuelve pesado o monótono; la trama avanza fluidamente.

A partir de la mitad de la cinta en adelante podemos notar como la historia se vuelve un tanto predecible, perdiendo un poco de fuerza en el relato.

En síntesis, si bien “Un don excepcional” puede abordar una temática algo vista en el mundo cinematográfico, el resultado final termina siendo satisfactorio, debido a la gran labor del elenco y el dinamismo que presenta la trama. Si dejamos de lado la previsibilidad del relato y los momentos donde se fuerza la emotividad, podemos tener una buena experiencia.

Puntaje: 3,5/5

Tráiler:

 

Samantha Schuster

Un comentario sobre “Crítica de “Un don excepcional” de Marc Webb (2017)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *